Friday, November 21, 2014

Planes, deseos

Quiero irme a vivir a la montaña. No oír ruido de aviones, ni de coches, ni de vecinos. Cuando duerma no escuchar otro sonido que el del viento, el de los animales. Abrir la ventana y respirar el oxígeno más limpio que haya en la Tierra. Mirar por la ventana y entrar en éxtasis contemplativo. ¡A la porra la ciudad!
Y todo esto tiene que pasar en un espacio arquitectónico contemporáneo bonito... Nada de fealdad por aquí ni por allá que turbie mi éxtasis estético. ¿Me siguen?
Ya les he puesto al día de mis deseos más recientes.

2 comments:

  1. y si vas a vivir a una ciudad mas pequeña. igual es una solución.

    ReplyDelete